Carta abierta a mi hijo gay negro: Me preocuparé siempre

 

1111

Por Claudia Williamson

Septiembre 3, 2013

 

Querido hijo,

Creo que es justo decir que el anuncio del mes pasado tomó a todos por sorpresa. Y por el silencio de tu padre, no puedo asumir que la conversación entre ustedes dos haya ido demasiado bien. No le he preguntado lo que se dijo, sino solo le he dado tiempo. Ya sabes cómo es él.

Honestamente, tu “salida del closet” me desconcertó. No porque yo estuviera tan ciega [las madres siempre conocen a sus hijos =)], sino porque yo tenía/tengo mucho miedo por ti.

Ser un hombre negro en Estados Unidos ya es suficientemente duro. No estoy diciendo esto para asustarte o romantizar el rol del hombre negro en este país, te estoy diciendo la verdad. Contra ninguna otra raza se ha conspirado más por aniquilarla como con nosotros. Nuestra piel es transgresora en este país. Es un recordatorio de los errores cometidos en nosotros y un testimonio de nuestra capacidad para sobrevivir.

Un hombre negro, de pie, orgulloso de su herencia, intelectual y sin miedo, es más peligroso que una bomba atómica.

Así que cuando dije que iba a rezar por ti, no quiero decir que no estoy de acuerdo con tu estilo de vida, me refiero a que tienes otra carga que llevar sobre tus hombros. Ya no vas a encontrar la solidaridad en los brazos de las mujeres negras o en las peluquerías y canchas de baloncesto con los negros.

Por supuesto, hay algunos con quienes encontrarás camaradería. Tu círculo de amigos se contraerá y se expandirá, como sucedió cuando fuiste a la universidad. Pero ahora te encontrarás entre personas de otras razas y clases sociales. Ser pobre y negro es muy diferente a ser pobre y blanco. Tu homosexualidad te acompañará, pero ¿qué pasa con tu carrera?

En las últimas semanas hemos escuchado mucho sobre Bayard Rustin y la forma en que fue expulsado de la Marcha en Washington… el movimiento de derechos civiles, a causa de su sexualidad. James Baldwin, también! ¿Cómo se evaluará tu trabajo? ¿La gente todavía te escuchará?

Tengo miedo de que los medios de comunicación te pinten como una caricatura, más allá del hombre intelectual en que te has convertido. Tú hablas de una carrera en la política…

Mientras escribo esta carta, me río porque puedo escuchar tu voz que me dice que hay Moisés y Aarons en este mundo y tenemos que decidir si vamos a sentar las bases o disfrutar de los frutos del trabajo de otra persona.

En la comodidad de nuestra casa, vimos al Dr. Martin Luther King, Jr. y otros ser golpeados, escupidos, linchados y reírse de ellos para que pudiéramos ir a las urnas de votación sin ser llamados a una prueba de alfabetización. El nombre de Rosa Parks ha sido grabado en la tierra para que pudiéramos soñar.

Sería hipócrita ahora pedir que te retires, que esperes que alguien más luche cuando ya lo hemos disfrutado. Nuestros antepasados experimentaron lo peor, pero no eran mis hijos, por lo que siempre voy a preocuparme por ti.

¿Cuánto tiempo has llevado este secreto contigo? Yo no quiero que mis miedos te impidan ser sincero conmigo. Así que vete en paz, hijo mío. Vive tu vida abiertamente. Vívela de la manera en que la ves. Si eres Moisés o Aarón, vive tu vida con orgullo, porque siempre voy a estar a tu lado.

Tu mamá

 

Publicado en:     http://www.musedmagonline.com


Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s